la poesía es el dron de los pobres

chirrea la libélula de este dron de los condenados

mientras escucho el siseo de las frases estandarizadas que ofrecen kits protectores

ella sueñan con un virus partícula que contamina y mata todo lo que toca

estroncio desatado desde wuhan

agua y gases en medio del antropoceno para atajar (3 puntos querían) esta reunión de ponchos

corbatas ternos azules uniformes de combate hombreras y pierneras plásticas

los señores de europa y los indios

no hay mejor todo terreno que los pies

aunque signifique el ingreso a esta simulación decimonónica doble:

el edificio/la institución

Drymis winteri en medio de tanto Platanus orientalis

hasta aquí llega el sueño del auto propio

antropoceno encarnado en el alma de los chilenos

aquí se agota la cultura americana en la cabeza de este pueblo

acostumbrado a comer basura en las bencineras que son las únicas ciudades

de las carreteras

como Lautaro entró a pie a las villas valdivianas

como su epónimo Eden Wellington huyó en Dalca

de la familia trinitaria la Fach el enclave el morse

o como Button volvió a coger el tenedor por unos instantes

caminar es la vacuna también de los pobres

contra todas sus creencias no vino de afuera la cosa

porque ellos son los hijos de migrantes clandestinos que trajo Valdivia

sin Visa de trabajo ni validación de grado o título

entramos a la constituyente y vimos en sus ojos que querían llevarnos a un zoológico humano

que querían disecarnos medirnos el cráneo palparnos las zonas

pero el antropoceno también les quita el aire

qué kitsch de techos plásticos de mascarillas

qué malgusto de sillas incomódas de ponchera de plata qué falta de suelo

que ausencia terrible de Matta de Violeta de Rojas1 y Rojas2

la transmisión online deja escuchar en los momentos de pausa

la conversación de los productores del evento

que creen que es simulacro esta captura de su simulacro

ellos que viven de hacer creer ahora no creen lo que viven

la ganzúa del padre de Rojas1 el viento Leufu de Rojas2

la viruela que no mató a Violeta

el tomate a la pala de Matta

los pongo allí como ofrenda

para que animen esta alma

que ha vuelto a reencarnarse en nosotros

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: